“El Prado-Retiro tiene los elementos para convertirse en el icono de la ciudad”

Entrevistamos a CARMEN ROJAS, Coordinadora general de Cultura, Deporte y Turismo

Madrid dispone de uno de los entornos con mayor concentración de riqueza natural y cultural de Europa. Es el área comprendida por el paseo del Prado y el parque de El Retiro, un espacio de más de 140 hectáreas que concentra un conjunto de zonas verdes, edificios históricos y patrimonio cultural de valor incalculable. Todo ello ha llevado a este eje urbano a convertirse en candidato a Patrimonio Mundial de la UNESCO en la categoría de Paisaje Cultural.

El Museo del Prado, el Reina Sofía, la Puerta de Alcalá, las fuentes de la Cibeles y Neptuno, el Jardín Botánico o el Casón del Buen Retiro son algunos de sus principales atractivos y han de servir para convencer a la UNESCO para su proclamación definitiva. Será en 2020 cuando Madrid sepa si pasa a formar parte de las ciudades distinguidas por la organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura.

Una de las personas que más tiempo ha dedicado a trabajar por esta candidatura es la coordinadora general de Cultura, Deporte y Turismo, Carmen Rojas, que confía que el trabajo conjunto entre el Ayuntamiento, la Comunidad y el gobierno de España convierta por primera vez Madrid en Patrimonio Mundial de la UNESCO. Nos lo cuenta la misma Carmen Rojas en esta entrevista.

¿Qué significaría para Madrid la elección del paseo del Prado y El Retiro como Patrimonio Mundial de la UNESCO?

Significaría el reconocimiento de la UNESCO, unos valores que concitan muchas voluntades y que aúnan instituciones de diferente procedencia, un riquísimo patrimonio cultural de un calado importantísimo o ser el lugar favorito de muchos madrileños y visitantes. Además, para Madrid sería una oportunidad fantástica de trabajar codo con codo, en equipo entre las tres administraciones. La visión a futuro de la gestión única y conjunta para la que trabajaremos juntos es muy importante para el Ayuntamiento.

 

Barcas en el estanque de El Retiro.
Barcas en el estanque de El Retiro.

 

¿Por qué se ha escogido este eje del centro de Madrid y no otra zona?

Tal vez porque este lugar ha sido el elegido por los madrileños para su disfrute y solaz haciendo de ello una tradición de siglos, quizá también porque el diseño urbano del paseo del Prado se convirtió en un modelo urbanístico replicado en diversos países de Latinoamérica y porque al fin y al cabo es, hoy en día, el corazón de la ciudad.

¿Cuál ha sido el proceso para llegar a apostar por esta candidatura?

Ha sido un proceso largo, con aciertos y con errores, pero ha sido fundamental dar con un enfoque acertado de cara a la justificación del valor universal excepcional. Ha sido emocionante y el apasionamiento ha ido creciendo al darnos cuenta de la riqueza que teníamos entre las manos. Somos conscientes de que este Bien es de todos los que vivimos en Madrid, de todos los españoles y del mundo entero.

¿Se trata de uno de los principales reclamos de la ciudad para el visitante?

Obviamente no es el único, Madrid tiene como sabemos muchos atractivos, no solo en el centro de la ciudad, sino en todos y cada uno de sus distritos donde el visitante puede encontrar muchos rasgos diferentes entre sí. Se tratará de un incentivo más para que las personas de fuera de Madrid quieran conocer más y mejor nuestra ciudad.

¿Y se puede convertir en uno de los referentes culturales a nivel internacional?

Madrid ya es en sí misma un referente internacional, sin embargo este reconocimiento nos abre las puertas a un universo al que hasta ahora no habíamos tenido acceso, pero también nos ha hecho conscientes de que hemos de mejorar muchas cosas como el estado de conservación de Prado-Retiro o la labor pedagógica que debemos implementar entre nosotros, funcionarios y conservadores así como todos los madrileños.

¿Podría llegar a ser el icono de la ciudad?

Por supuesto, el Bien aglutina muchos iconos madrileños por excelencia y por lo tanto encierra riqueza patrimonial, natural, ciencia, arte y el factor emocional, todos son buenos ingredientes para convertirse en lo que entendemos por un icono.

¿Existe alguna ciudad Europea con un espacio con tanto valor cultural y paisajístico? 

Creo que no. Todas las ciudades europeas tienen valores culturales y naturales muy poderosos pero encontrar esta combinación de paseos, espacios verdes y paisajes culturales en pleno corazón urbano con una implicación humana que lo hace tan especial, creo que no existe.

 

Estatua de Velázquez ante la fachada del Museo del Prado.
Estatua de Velázquez ante la fachada del Museo del Prado.

 

El Prado, uno de los principales museos del mundo, ¿es el buque insignia de esta candidatura?

Quizá lo más exacto es decir que no. El Museo del Prado, del que estamos todos tan orgullosos es una pieza maravillosa más. No hay un solo buque insignia, hay muchos o ninguno. Todo el Bien está cuajado de piezas maravillosas, en sí mismo un lujo en lo espacial, su riqueza de naturaleza ordenada de unas 140 hectáreas, prácticamente el 75% de la superficie de ámbito, con una riqueza cultural y científica de incalculable valor, un prodigio de vitalidad y de expresividad ciudadana.

¿Qué volumen turístico asume o genera anualmente este espacio urbano?

Sobre los nueve millones de visitantes al año a tenor de las taquillas de los principales museos. En cinco años se ha experimentado un ascenso global de un 6,4%, y creemos que este incremento irá en aumento.

¿Confía en que Madrid se pueda convertir en Patrimonio Mundial de la UNESCO en 2020?

Sinceramente, sí. Creo que desde el Ayuntamiento en colaboración con la Dirección General de Patrimonio de la Comunidad de Madrid a los que se suma desde el 23 de abril el Ministerio de Cultura, hemos trabajado y vamos a continuar haciéndolo para lograr este objetivo. Es una oportunidad y sobre todo un compromiso el que adquirimos para con UNESCO pero sobre todo para con la ciudad de Madrid. Compromiso que obviamente trasciende lo político y que cualquiera estará encantado de llevar a buen fin.